cajero

Las mejores tarjetas para viajar

Cuando planificamos un viaje al extranjero, bien sea por vacaciones o por negocios, es importante asegurarse de que podremos realizar nuestras compras y pagos sin dificultad. A la hora de organizarnos es normal que se nos planteen dudas del tipo:

  • ¿Podré retirar dinero de cualquier cajero?
  • ¿Aceptarán mi tarjeta en cualquier establecimiento para realizar compras?
  • ¿Tendré que pagar comisiones?
  • ¿Cómo me afecta el cambio de moneda?

Para evitarnos contratiempos y disgustos innecesarios, es aconsejable contar con varias opciones. Además de nuestra tarjeta habitual y una cantidad de dinero en efectivo, existen otras alternativas eficaces para resolver con éxito cualquier imprevisto.

Algunas tarjetas, como revolut, n26, o Bnext nos permiten realizar nuestras transacciones con seguridad sin ninguna limitación geográfica. Vamos a ver cómo funcionan estas tarjetas y cuales son sus características principales.

Revolut

¿Qué es Revolut?

Revolut Ltd. es una empresa de tecnología financiera del Reino Unido que realiza sus operaciones solo en línea, evitándo los costes y las dificultades de los bancos tradicionales.

¿Qué nos ofrecen?

Revolut nos ofrece una tarjeta de débito (Mastercard o Visa) y una app en la que podemos gestionar todas nuestras operaciones. Entre sus servicios se incluye el cambio de divisas, la negociación de acciones, intercambio de criptomonedas o pagos entre particulares.

La app permite gastos y retiradas en cajeros automáticos en más de 120 monedas y envío de dinero en más de 20 monedas distintas.

¿Cómo funciona?

Para utilizar revolut hay que descargarse su aplicación y registrarse. Se puede elegir entre 3 tipos de cuenta, de las cuales la Estándar es gratuíta. Con ello obtenemos un número de IBAN y podremos solicitar una tarjeta de débito.

Ventajas y desventajas

Sin duda la ventaja principal es que puedes operar con la tarjeta en cualquier parte del mundo sin comisiones, tanto para retirar dinero de cajeros cómo para realizar compras. Las transferencias internacionales también son gratuítas, y es aceptado su uso en muchísimos países. Su app es bastante sencilla y desde ella se puede controlar todo.

Entre las desventajas destacaríamos que la cuenta Estandar no cuenta con envío express de la tarjeta, por lo que podría retrasarse al menos una semana y habría que asumir un coste. El límite de retirada de efectivo sin comisiones es de 200 euros, y no cuentan con oficinas físicas.

N26

¿Qué es n26?

N26 es una banca online alemana con sede en Berlín y licencia bancaria europea. Sus servicios son ofrecidos online, evitando los costes de la banca presencial.

¿Qué nos ofrece?

N26 nos ofrece una cuenta corriente básica y una tarjeta Mastercard de débito. Através de su app permite realizar transferencias internacionales en 19 monedas, pagar con tarjeta en cualquier parte del mundo y retirar efectivo gratis 5 veces al mes.

¿Cómo funciona?

Las operaciones se realizan a través de su app. Se puede hacer un registro o elegir una video llamada con un agente, que se ocupará de formalizarlo todo. Existen tres planes de cuentas, de los cuales uno es gratuíto.

Ventajas y desventajas

Al igual que con revolut, hay que destacar la universalidad de n26, que nos permite operar en cualquier país. Es una entidad aherida al Fondo de Garantía de Depósitos Alemán. El fondo garantiza los depósitos de dinero hasta 100.000 euros por titular de la Unión Europea y entidad.

Al ser una banca online nos permite domiciliar la nómina, recibos o facturas. La cuenta corriente no tiene comisión de mantenimiento ni condiciona su apertura a ninguna domiciliación.

La principal desventaja a la hora de viajar es la limitación de retiradas en cajeros. N26 ofrece hasta 5 retiradas gratis cada mes. A partir de aquí tendríamos que pagar una comisión de 2 euros por cada retirada hasta el siguiente mes. Fuera de la zona euro se cobra un 1´7% del total retirado.

Bnext

Bnext es una empresa española especializada en servicios bancarios y financieros. Al igual que las anteriores opera completamente online. Como usuarios podemos realizar todas nuestras transacciones mediante una app.

Bnext ofrece una cuenta corriente y una tarjeta de débito Visa. Con esta tarjeta se puede pagar en cualquier moneda distinta al euro y retirar efectivo de cajeros hasta 3 veces al mes sin comisiones. Apartir de la cuarta retirada, al igual que para pagos en comercios, aplican un 1´15% en países de la UE con moneda distinta al euro y un 1´50% en el resto del mundo. Si los cajeros aplican comisiones en los 3 primeros pagos, Bnext se compromete a devolver la comisión al usuario.

La cuenta corriente no tiene costes de mantenimiento, de apertura o de cancelación, el envío de la tarjeta es gratuíto y su servicio de atención al cliente está en español, lo que facilita mucho las cosas cuando estamos lejos de casa.

Tarjetas para viajar

Durante los últimos años se están multiplicando las opciones que tenemos para organizar nuestro dinero. La banca online se presenta como una gran alternativa a los bancos tradicionales, que nos «fríen» a comisiones y nos obligan a permanecer alerta de cualquier cambio inesperado. Estas bancas online nos ofrecen productos y servicios utilizables en cualquier parte del mundo, lo que puede sernos de gran utilidad cuando nos encontramos en mitad de un viaje.

Dejando a un lado la particularidad de cada una de las opciones anteriores, este tipo de tarjetas, en su conjunto, se presentan como una solución cómoda y eficaz para la gestión de nuestro capital. Las múltiples opciones con las que cuentan en su aplicaciones nos proporcionan un control total de nuestras operaciones.

Por un lado, nos permiten ahorrarnos comisiones en las retiradas en cajeros y en los establecimientos comerciales, y por otro, nos libran de los complicados cambios de moneda, lo que nos permite centrarnos en disfrutar de nuestro viaje.

Lo más recomendable es contar con nuestra tarjeta habitual para las retenciones y fianzas que nos exigen los hoteles o las empresas de alquiler de vehículos, una cantidad de dinero efectivo para las compras menores, y alguna o algunas de estas tarjetas que hemos presentado anteriormente para el resto de transacciones.