operar-en-bolsa

Aprende cómo operar en bolsa

El trading es un mundo misterioso y excitante. Todo el mundo ha visto en películas y en series cómo la gente se ha hecho rica gracias a la compra  y venta de acciones. Películas icónicas como Wall Street o el lobo de Wall Street han dado un enfoque emocionante de cómo es la vida de un corredor. Afortunadamente (¿o desafortunadamente?), gracias a esta era de información no es necesario ser un persona con traje que se graduó de una universidad en economía y finanzas para poder operar en la bolsa de valores o en cualquier mercado. La información está al alcance de la mano de todos, pero requiere tiempo y esfuerzo poder asimilarla bien y entrar al mercado sin ser devorado.  En general, aprender a operar con acciones, divisas, criptomonedas u otro tipo de mercado se trata nada más de paciencia, disciplina y conocer las reglas subyacentes que impulsan el éxito de tus operaciones.

Saber cómo negociar acciones también significa recibir educación sobre los diversos factores que afectan los precios de las acciones. Esto incluye los indicadores económicos y del mercado, las finanzas de la compañía y las tendencias del mercado de valores.

También significa entender los riesgos involucrados en aprender a negociar acciones y reconocer qué categorías del mercado de valores funcionan mejor para sus necesidades. ¿Se necesita entrar en las mejores universidades del mundo para eso? Déjame decirte que no necesariamente. Se puede operar con la misma ferocidad que un corredor de bolsa de Wall Street con experiencia y dedicación.

Pasos claves para aprender a operar en bolsa

Antes de empezar a correr es importante aprender a caminar, por lo que no se puede esperar que de un día para otro vayas a obtener la misma destreza que un corredor de bolsa más experimentado. Pero sí puedes hacer lo siguiente para garantizarte más probabilidades de ser exitoso en este mundo.

No hay escasez de opciones al aprender a negociar acciones. Para los nuevos brokers de acciones, esas opciones pueden ser abrumadoras. Es una buena idea despejar el gran abanico de opciones y asegurarse de estar financieramente listo para negociar acciones, sin distracciones.

Eso significa cancelar cualquier deuda, verificar su puntaje de crédito y  si es necesario mejorarlo, y tener una buena cantidad de dinero en tu cuenta de ahorros para operar con éxito. Aprender a negociar acciones también significa conocer los montos de tu inversión actual y / o cartera de jubilación.

Una vez que esas tareas estén en orden, concéntrate en estos movimientos para comenzar a negociar acciones:

  • Establece tus objetivos. El primer paso para aprender cómo operar en este mundo es trazar hacia dónde es la meta. Esto incluye una serie de variables como el nivel de ingresos que puedes poseer, tu edad, cuáles son las necesidades de ámbito financiero que se puedan tener a corto plazo (por ejemplo, ahorrar para un coche, una boda, acomodar la casa o un embarazo) y las necesidades financieras que se puedan tener a largo plazo (los ahorros de tu jubilación, el pago de la universidad, el pago de una casa). Cuando estos criterios se hayan establecido y tus objetivos priorizado, puedes establecer un marco de tiempo para alcanzarlos, pudiendo comenzar con elegir las acciones que mejor se adapten a tu inversión. Cumple tus objetivos y necesidades únicas.
  • Establece una tolerancia al riesgo. Cada bróker tiene trazado cuán cómodo se siente en base al riesgo en el momento de invertir en la bolsa de valores. Concéntrate en las acciones que mejor combaten el riesgo que pueda preocuparte, ya sean factores como los impuestos, la liquidez o la inflación. Combina los activos que posees en distintas categorías de acciones y trata de abarcar las distintas clases de riesgo que se asocian con la inversión. En pocas palabras, si pierdes una décima parte de tus acciones y eso no te permite dormir tranquilo por la noche, entonces tienes que ser más cauteloso con tus operaciones bursátiles.
  • Establece un objetivo estable de cartera de acciones. Es una buena estrategia para las personas que están adentrándose como novatos al mercado de valores el mantener las cosas lo más simple posible. Usualmente, una cartera de acciones que tenga entre diez y veinte acciones, las cuales fueron investigadas de manera correcta, conforman una cartera inicial excelente. El poseer una cartera de acciones más limitada y no tan larga te proporciona el tiempo que necesitas para entender a fondo cada una de las acciones, hacer una investigación de las finanzas subyacentes de la compañía y la evaluación de los factores de riesgo más notables. También te proporciona el tiempo que necesitas para la investigación de las distintas clases de acciones como de pequeña capitalización, mediana capitalización, gran capitalización e internacionales.
  • Saber dónde comprar acciones. Hay varias maneras en la cuales se pueden adquirir acciones, ya sea que las compres por un bróker o en línea. Generalmente, pagas más comisiones de transacción comercial al comprar acciones a través de un bróker de bolsa tradicional.