Una herramienta fiscal anticrisis para la zona euro

mario draghi bce zona euro

Tal como ha planteado el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, durante un discurso pronunciado hace unos días en Florencia: “La zona euro necesita contar con una nueva herramienta fiscal que ayude a la convergencia entre los países de la zona euro durante periodos de crisis”. Según sus palabras, con esta herramienta, se conseguirán relajar los riesgos para aquellos miembros más débiles y también ayudará a sobrecargar a la política monetaria del continente.

La importancia de esta herramienta para la zona euro

Durante su intervención destacó la importancia de que la zona euro cuente con alguna clase de función común que pueda evitar que se genere una gran disparidad entre sus miembros, especialmente durante los periodos de crisis. Llegados a este punto, quiso recordar que con este mismo objetivo se estableció el Mecanismo Europeo de Estabilidad, así como el programa de compra de bonos soberanos a cambio de reformas.

El objetivo principal de este nuevo instrumento fiscal no sería otro que el de proporcionar una capa más de estabilización económica, haciendo que las políticas nacionales cuenten con más confianza. Asimismo, ha reconocido que el diseño de esta herramienta puede llegar a ser bastante complejo, pero también lo será hacer que encaje legalmente en el Tratado así como de estimar a nivel político cuál sería su alcance y cuál sería la forma que se adoptaría.

Draghi también ha querido dejar claro que la condicionalidad que se encuentra relacionada con estas facilidades cuenta con ciertas limitaciones presupuestarias con carácter procíclico. Por ello, ha invitado a los líderes de la zona euro a poder establecer un instrumento adicional de carácter fiscal.

Se necesita este instrumento para poder mantener la convergencia durante los momentos de crisis, sin hacer que ello sobrecargue a la política monetaria. De esta forma, parece que se alinea con las tendencias marcadas por Emmanuelle Macron, presidente de la República Francesa, y por Christine Lagarde, directora del Fondo Monetario Internacional, quien en su momento recomendó la creación de un fondo común para casos de emergencia en la Eurozona.

Para finalizar, Draghi declaró que el trabajo acerca del diseño y sobre la búsqueda de un marco temporal para llevar a cabo este necesario instrumento debería seguir hacia adelante. Además, destacó que el deber de las autoridades de la zona euro es el de devolver la confianza que se recibió por parte de los ciudadanos abordando aquellas áreas en la unión monetaria en la que todos saben que todavía no se han completado.