El Euribor vuelve a marcar mínimo histórico

mario-draghi-bce

Como era de esperar, el mes de octubre se ha cerrado con otro mínimo histórico del Euribor, el índice al que se encuentran referenciadas muchas de las hipotecas que hay en nuestro país. Se cerró el mes con un -0,18%, lo que hace que siga cayendo en picado, como viene haciéndolo desde hace muchos meses, marcando récords históricos cada mes. Esta caída hará que las hipotecas a las que les toque revisión se abaraten en unos 71 euros al año.

El Euribor sigue descendiendo mes a mes

En lo referente a la tasa diaria, el Euribor se ha posicionado en el -0,185%, lo que proporciona una media de -0,18% durante el pasado mes de octubre, cifra que contrasta con la media de -0,168% que se registró durante el mes de septiembre. Era algo que no se esperaba porque comenzó octubre en el -0,172% pero a partir del día 9 profundizó su descenso.

Gracias a los valores actuales, una hipoteca de unos 120.000 euros con 20 años de plazo de amortización y con un diferencial de Euribor +1% a las que les toque revisión, les tocará pagar alrededor de 70,68 euros menos en su cuota actual o unos 5,89 euros al mes.

Así está el Euribor desde febrero del año 2016 cuando comenzó a adentrarse en terreno negativo por primera vez en la historia. La razón de ello fue, y es, la política ultra expansivas del Banco Central Europeo (BCE) para poder asegurar la recuperación económica tras la crisis en la zona Euro.

De esta forma, el Euribor cumple 20 meses en terreno negativo, con algunas caídas notables, sobre todo durante los meses de septiembre y octubre del presente año. Gustavo Martínez, analista de XTB ha asegurado que esta caída se debe al exceso de oferta monetaria que hay actualmente en el mercado debido al programa de comprad e activos por parte del BCE.

En este caso, los perjudicados son los bancos o los prestamistas dado que esta situación reduce considerablemente sus beneficios porque prestan barato, algo a lo que parece que tendrán que estar preparado porque todo apunta a que 2018 seguirá igual que como hasta ahora.

Lo que sí podría suceder es que en el próximo ejercicio se notase cierta normalización en el Euribor, con caídas cada vez más suaves o incluso inexistentes. La razón es porque el BCE reducirá sus compras mensuales a la mitad a partir del próximo mes de enero, situación que debería presionar al alza el precio del dinero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *