Depósitos Estructurados Garantizados

deposito estructuradofotoDada la actual coyuntura económica y la tendencia continuada a la baja de los tipos de interés, los inversores con un perfil conservador ponen la vista en productos garantizados que mejoren las exiguas rentabilidades de productos más tradicionales como los Depósitos a Plazo Fijo. Ante esta tendencia, la banca se ve obligada a diseñar productos garantizados que ofrezcan un plus de rentabilidad con el capital 100% garantizado. Estamos hablando de los Depósitos Estructurados Garantizados. Su rentabilidad está vinculada a la evolución de un índice, al valor de una cesta de acciones o incluso a que tenga lugar o no un acontecimiento futuro.

5 claves a tener en cuenta para su contratación:

1.- Leer el folleto informativo y el contrato con detenimiento.

Debemos fijarnos en que se garanticen las claves que expondremos. Para ello aconsejamos no contratar nada por teléfono e incluso no contratar nada en una primera visita a la oficina, llevándonos la información y estudiarla con detenimiento.

2.- Seguridad.

  1. i) Que contractualmente se garantice que se recupera todo el capital invertido a vencimiento y no sólo un porcentaje.
  2. ii) Tenemos que asegurarnos que se hace referencia al Fondo de Garantía de Depósitos en el contrato para no contratar otro tipo de producto. Además, no todas las Entidades tienen la cobertura del FGD Español. Por ejemplo, ING Direct opera con la cobertura del Sistema de Garantía de Depósitos Holandeses. No quiere decir que sea mejor o peor, pero sí es importante verificarlo. Consulta aquí las entidades adheridas al FGD español

3.- Rentabilidad/Plazo.

Estos productos suelen tener una parte fija y una parte variable. Debemos fijarnos en qué se invierte esa parte variable. Suelen ir ligados a la revalorización de un índice bursátil o a la evolución bursátil de una cesta de valores, etc. El plazo más habitual suele estar entre 18-36 meses.

4.- Liquidez.

Hay que poner atención a las comisiones que suelen cobrar las entidades si necesitamos el dinero antes del plazo acordado. Suelen cobrar entre el 1,5% – 5%.

5.- Fiscalidad.

Cuando la entidad bancaria paga los rendimientos, está obligada a hacer una retención del 20%.

A la hora de hacer la declaración del IRPF, los rendimientos de estos depósitos se imputarán como rendimientos del ahorro y tributan (a excepción de País Vasco y Navarra con otros tipos), de acuerdo con la siguiente tabla:

 

deposito estructurado